Yoga y control del estrés

¿Qué es estrés?

 

El estrés es una respuesta automática para sobrevivir a un peligro, con el menor perjuicio posible (atacas, huyes o te quedas paralizado), o para afrontar cualquier circunstancia excepcional y sobre todo amenazante, en la que es preciso mantenerse alerta, pero que una vez pasado el peligro, nos permite después descansar y restablecer nuestras reservas de energía (físicas, mentales y emocionales). El problema es que el cerebro detecta como amenazas cosas que no lo son, como una reunión inesperada o una llamada que presenta una contrariedad de la vida ordinaria, un jefe que siempre está encima extremadamente crítico y exigente, y reacciona de la única manera que sabe para salvarnos la vida: ordena liberar cortisol, la hormona que manda tensar los músculos, aumentar la presión sanguínea, parar la función digestiva, respirar más rápido..., el organismo está listo para luchar o huir de la oficina. No obstante como nuestro barniz de civilización nos impide hacer ambas cosas, y la reacción de lucha o huida permanece activada durante largos periodos en los que no tenemos oportunidad de descansar y recobrar nuestras reservas energéticas, esta activación produce un desequilibrio hormonal que nos deja "intoxicados" e incapaces de pensar, y con el paso del tiempo acaba convirtiéndose  en crónica produciendo síntomas físicos y psicológicos profundos.

 

El estrés hace que aumente nuestra excitación (entendida como activación emocional), y para poder enfrentarnos a los problemas de la vida moderna necesitamos estar excitados, pues así nuestro rendimiento mejora. La dosis justa de estrés nos permite responder de la mejor manera posible a los retos que se nos plantean, laborales, familiares, académicos, etc. En otras palabras, el estrés nos permite estar a la altura de las circunstancias y rendir al máximo de nuestras posibilidades en determinadas situaciones. Todos hemos oído hablar  a los actores del "miedo escénico  o estrés teatral"  y de cómo suelen aprovecharlo para ofrecer su mejor actuación. 

Una cantidad adecuada de estrés es buena para la salud. Pero, cuidado, el exceso de estrés sí es perjudicial y no sólo trae cansancio y ansiedad a nuestras vidas sino que puede causarnos problemas graves de salud  tanto físicos como mentales.

Una escasez de estrés conduce al aburrimiento y a la apatía, y debilita la concentración. Sin embargo cuando la sobreactivación se mantine de forma prolongada comenzamos a sentirnos mal. Nos sentimos "estresados" cuando lo que se espera de nosotros va más allá de nuestros recursos, fuerzas o tiempo.

El estrés de corta duración es necesario para la vida, pero su acumulación en el tiempo desemboca siempre en enfermedad. Llegados a este punto, deberíamos detenernos, descansar y revisar lo que funciona mal, pero muchos de nosotros no lo hacemos. Esto va minando nuestras reservas mentales y físicas, nos exigimos cada vez más, nos sentimos cada vez peor y nuestro rendimiento se va deteriorando. Generalmente el organismo comienza a envíarnos advertancias. Tal vez empecemos por perder el sueño. Es posible que nos sintamos agobiados y con los nervios permanentemente crispados, que suframos palpitaciones, problemas digestivos o dolores de cabeza.  Al final, el más mínimo desencadenante puede empujarnos hacia la crisis nerviosa o hacia la depresión.

(Libro Vivir sin estrés Ed. Ocu)

¿Qué beneficios aparta el Yoga en el control del estrés?:

 

- Previene las bajas laborales por estrés, ansiedad o depresión que reducen la productividad.
- Reduce la tensión física y mental.
- Favorece el optimismo, la autoestima, la vitalidad y el bienestar interpersonal.
- Ayuda a mantener el rendimiento en situaciones de mayor exigencia sin que el estrés produzca un desgaste físico, mental, o emocional.
- Desarrolla el potencial interno creando estados de calma y relajación que reponen la energía, generando estados más activos, creativos y productivos.



Cuando nuestro cuerpo y nuestra mente están en calma, tenemos mayor acceso a nuestros recursos internos y a nuestra creatividad.

 

La habilidad para aprender y resolver problemas aumenta cuando dejamos de estar bajo la presión del estrés.

 

La relajación permite al cuerpo liberar hormonas como la oxitocina (la hormona del amor) que desarrolla la empatía y facilita el trabajo en equipo.

 



"Eres un ser maravilloso con una mente infinita, un espíritu poderoso y un cuerpo que vive en un campo cuántico de infinitas posibilidades, para que elijas lo que quieres soñar, vivir y ser en cada momento de tu vida." 

 

"Vive con el cuerpo relajado y la mente sosegada, para que el manantial de paz que existe en lo más profundo de ti, fluya y armonice todo tu mundo."

(Ma Prem Renuka)

RENUKA YOGA en redes sociales